Las fresas, características por su color rojo brillante, es un fruto que se obtiene de la planta que recibe su mismo nombre. Esta fruta, durante mucho tiempo, creció de manera espontánea en los bosques, tardando en realizarse su cultivo debido a que se trata de un fruto muy delicado y porque para conseguir una cosecha de un mes al año era necesario estar ocupándose permanentemente del suelo.

La planta de las fresas pertenece a la familia de las Rosáceas y al género Fragaria, familia con más de 2000 especies de plantas herbáceas, arbustos y árboles distribuidos por las regiones templadas de todo el mundo.

Los arándanos son bayas que crecen de un pequeño arbusto de la familia de las Ericáceas del género Vaccinium. Este género está formado por una docena de plantas que producen bayas de color oscuro, azuladas o rojizas, ricas en antocianos, pigmentos vegetales que les confieren su color característico.

El color azulado de los arándanos viene dado por su maduración, ya que cuando va creciendo tiene un tono blanco que irá tiñéndose de rojizo para acabar con un color azul oscuro, lo que indicará que ya está en su punto de maduración, ideal y preparado para ser consumido.

Propiedades organolépticas de las fresas

En cuanto a las propiedades organolépticas de las fresas, estamos ante una fruta que aporta pocas calorías y cuyo componente más abundante, después del agua, son los hidratos de carbono. Te dejamos la composición nutricional de las fresas por cada 100 gramos.

  • Carbohidratos: 7,68 g
  • Azúcares. 4,89 g
  • Fibra alimentaria: 2 g
  • Grasas: 0,3 g
  • Proteínas: 0,67 g
  • Vitamina B1 (Tiamina): 0,024 mg
  • Vitamina B2 (Riboflavina): 0,022 mg
  • Vitamina B3 (Niacina): 0,386 mg
  • Vitamina B5 (Ácido pantoténico): 0,125 mg
  • Vitamina B6 (Piridoxina): 0,047 mg
  • Vitamina B9 (Ácido fólico): 24 μg
  • Vitamina C: 58,8 mg
  • Vitamina E: 0,29 mg
  • Vitamina K: 2,2 μg
  • Calcio 16 mg
  • Hierro 0,41 mg
  • Magnesio: 13 mg
  • Manganeso: 0.386 mg
  • Fósforo: 24 mg
  • Potasio: 153 mg
  • Sodio: 1 mg
  • Zinc: 0.14 mg

(g = gramos; μg = microgramo; mg = miligramos)

Propiedades organolépticas de los arándanos

Entre las propiedades nutricionales de los arándanos cabe destacar que 100 gramos de arándanos tienen los siguientes nutrientes:

  • Hierro: 0,74 mg
  • Proteínas: 0,63 g
  • Calcio: 10 mg
  • Fibra: 4,90 g
  • Potasio: 78 mg
  • Yodo: 1 mg
  • Zinc: 0,13 mg
  • Carbohidratos: 6,05 g
  • Magnesio: 2,40 mg
  • Vitamina A: 5,70 μg
  • Vitamina B1 (Tiamina): 0,02 mg
  • Vitamina B2 (Riboflavina): 0,02 mg
  • Vitamina B3 (Niacina): 0,09 mg
  • Vitamina B5 (Ácido pantoténico): 0,16 μg
  • Vitamina B6 (Piridoxina): 0,06 mg
  • Vitamina B7: 1,10 μg
  • Vitamina B9 (Ácido fólico): 10 μg
  • Vitamina B12: 0 μg
  • Vitamina C: 22 mg
  • Vitamina E: 1,92 mg
  • Vitamina K: 12 μg
  • Fósforo: 13 mg
  • Calorías: 41,68 kcal
  • Grasa: 0,60 g
  • Azúcar: 6,05 g
  • Purinas: 22 mg

(Kcal = kilocaloría; g = gramos; μg = microgramo; mg = miligramos)

Debido a que tiene un bajo nivel de sodio, el tomar los arándanos es beneficioso para quienes padecen hipertensión o tienen exceso de colesterol. Además, los arándanos son perfectos para añadir a dietas, ya que nos darán una sensación de saciedad sin tener que comer gran cantidad, a la vez que nos permitirán comer fruta sin engordar.

 

¿Qué beneficios aportan las fresas a la salud?

Una vez conocemos todo el valor nutricional de las fresas pasamos a conocer los beneficios que aportan las fresas a la salud. Porque además de ser una de las frutas favoritas tanto para niños como para mayores, esta fruta está cargada de beneficios.

  • Las fresas son ricas en vitamina C y otros antioxidantes como vitamina E y flavonoides, lo que hacen posible que se combatan los radicales libres, las infecciones, etc.
  • Los polifenoles que contienen nos ayudan ante enfermedades cardiovasculares.
  • Al poseer un alto contenido en ácido fólico, se recomienda el consumo durante el embarazo para evitar malformaciones.
  • Debido a su efecto diurético y desintoxicante de la sangre, las fresas son muy recomendables para personas que padecen gota, hiperuricemia, hipertensión, artrosis, obesidad, etc.
  • Poseen gran contenido en potasio y muy bajo en sodio, lo que favorece la eliminación de líquidos.
  • Las fresas son muy recomendables para prevenir y eliminar llagas y heridas bucales.
  • Además, son muy recomendadas para diabéticos.

¿Qué beneficios aportan los arándanos a la salud?

En cuanto a los beneficios que aportan los arándanos a la salud destacan las antocianinas y los carotenoides que cumplen los
siguientes efectos:

  • Potencian el sistema inmunológico, por lo que ayudan a reducir el riesgo de enfermedades degenerativas, enfermedades cardiovasculares e incluso el cáncer. Lo ideal es añadir fruta variada a tu dieta para que este efecto sea más beneficioso.
  • Los arándanos mejoran el funcionamiento del sistema vascular gracias a su contenido en antocianinas. Por lo tanto, se convierte en un fruto ideal para personas con mala circulación o que pueden tener un mal funcionamiento del sistema vascular.
  • Ingerir arándanos ayuda a mejorar la fertilidad, es por eso que si estás buscando un bebé no olvidéis tomarlo tanto tú como tu pareja. Las antocianinas que poseen los arándanos colaboran con el revestimiento del útero para facilitar la implantación.
  • Debido a su alto contenido en fenoles, los arándanos se convierten en muy beneficiosos en la prevención del cáncer de colon. Además de éste, también son muy beneficiosos para prevenir otros tipos de cáncer.
  • Ayudan a combatir el colesterol, por lo que, si sufrimos un elevado colesterol, se aconseja añadirlo a la dieta.
  • Su contenido en vitamina C facilita la absorción del calcio, hecho que por la edad cada vez cuesta más. Por tanto, si se necesita calcio o hierro, tomar arándanos ayudará a su mejor absorción.
  • Los arándanos son beneficiosos para la vista, ya que, gracias a las antocianinas pueden ayudar a mejorar la visión nocturna, así como la fatiga visual.

En definitiva, estamos ante dos frutas extremadamente beneficiosas para la salud, además de tratarse de dos alimentos perfectos para preparar diferentes recetas llenas de sabor como, por ejemplo, mermeladas.

No lo dudes, apúntate a las fresas y los arándanos y ¡gana en salud!